• Miércoles 13 de Diciembre de 2017
  •  
      Dejá tu comentario

    Daños ambientales derivados de la contaminación industrial por plomo

    08 | 08 | 2016

    Presentamos un fallo del Tribunal Superior de Justicia de Jujuy que condena a un Municipio por falta de control ambiental.

    El 7 de Marzo del 2016, el STJ de Jujuy rechazó el recurso de inconstitucionalidad deducido por la Municipalidad de Palpalá contra la sentencia dictada el 10 de Abril del 2014 por la sala Tercera de la Cámara Civil y Comercial, en virtud de la cual confirmó lo resuelto por este último tribunal, que hizo lugar a la demanda interpuesta por un grupo de vecinos damnificados compuesto por 29 actores afectados en su salud por la presencia de plomo en el organismo de los mismos, lo que fue determinado por el perito médico clínicamente, como así las incapacidades que padecen.

    Para pronunciarse en tal sentido, el Tribunal de Alzada consideró de suma importancia probatoria la pericial técnica llevaba a cabo por un ingeniero mecánico, en especial la información recabada por este en relación a la época en el instalaron las industrias (se indican 5 establecimientos metalíferos, metalúrgicos y, electroquímica) que operan con plomo en el ejido municipal de Palpalá. Dijo, que el experto sostuvo que antes del año 1999, la Municipalidad no realizó ningún tipo de control preventido de funcionamiento de las plantas, comenzando el departamento de gestión ambiental municipal a trabajar en dichos controles alrededor del año 2002 pero mediante un relevamiento visual y olfativo por carecer el Municipio de aparatología para llevar a cabo un monitoreo científico. Afirma que los desechos del parque industrial, sobre todo las escorias que quedan de los procesos de fundición, están expuestas, por lo que el agua de lluvia escurrió los restos de plomo haciéndolo también por chimeneas (vía aérea), depositando una dosis de plomo muy elevada en los alrededores por 30 años. Además, señala que los contaminantes están por encima de los límites permisibles. Dijeron los sentenciantes que las fuentes de emisión de restos de plomo están cerca de los habitantes de la comuna, resultando irrelevante si fue la gente la que se asentó cerca de las plantas o bien las plantas se insertaron en lugares poblados, inconvenientes para que las empresas trabajen sin consecuencias. Consideraron que le cabe una responsabilidad  por omisión al Estado municipal en el daño y perjuicios sufridos por los aquí demandantes. En el planteo de inconstitucionalidad interpuesto por el Municipio de Palpalá, se pretendió tachar de arbitraria a la sentencia de referencia, que la Corte Jujeña desestimó por entender que se trataba reeditar en esa instancia extraordinaria cuestiones de hecho y prueba, que en principio, se encuentran reservadas a los jueces de la causa y resultan ajenas al recurso extraordinario.

    La Constitución de la Provincia de Jujuy dispone la autonomía de los municipios así mismo establece que el ejercicio del poder municipal corresponde a los órganos del gobierno local. La Carta Orgánica de la Municipalidad de Palpalá, referido a salud pública higiene y salubridad pública dice que compete al consejo deliberante reglamentar la instalación y funcionamiento de las industrias y actividades que resulten insalubres o sean susceptibles de contaminar el medio ambiente. Surge de la normativa citada que la comuna tiene autoridad y jurisdicción en el ejercicio del poder de policía para controlar y planificar la formación de núcleos habitacionales sin riesgos por actividades que puedan dañar a la población. Por último se establece a la Municipalidad de Palpalá como organismo de control en la preservación de los factores ambientales, por lo que deberá ejercer el poder de policía en el control de calidad del ambiente. En base a lo expuesto no cabe duda que la municipalidad de Parpalá ejerce el poder de policía sobre su comuna en materia ambiental habiendo omitido dar cumplimiento a las normativas vigentes exponiendo de tal modo a los actores, a los daños y afecciones de las que da cuenta la pericial médica rendida en autos. El perito bioquímico en su informe resulta concluyente al destacar que existe exposición al plomo “reciente”, ello así  porque la vida media del plomo varía según dónde se deposita en los tejidos del cuerpo: así en sangre 36 días, tejidos blandos 40 días, pero en huesos 27 años, por lo que al alejar a la persona  de la fuente de exposición el plomo en sangre (plumbemia) desaparece de la sangre en algunos meses y es por esto que la pericia señaló que la exposición es actual. En base a los expuesto el recurso de inconstitucionalidad interpuesto por la municipalidad de Parpalá  fue rechazado recordando expresiones vertidas por el tribunal inferior, en cuanto a que “el individuo en sí, el hombre de simple número aparece como un componente débil y sumamente vulnerable” en la complejidad de intereses económicos ante organizaciones superiores como son los conglomerados fabriles, industriales o productivos. Si el Estado no vigila esto no equilibra los valores en juego, su papel es precario y ello no es lo que se espera de la vida. Es lo que las leyes de ambiente sano procuran asegurar.

    Hace click aquí para descargar la sentencia

    
    Comentar esta nota

    Deja un comentario

    Los comentários publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la acepatación del Reglamento.